28 de 12 de 2017

Tu felicidad está aquí mismo

martinlopez

¿Sientes que estás agotad@, que nada de lo que haces es suficiente para lograr tu felicidad? ¿Que siempre falta algo? A continuación, te presentamos un ejercicio que puede servirte para cambiar las cosas.

La vida puede parecernos infinitamente compleja. Siempre hay problemas, cosas que resolver, cosas que faltan. Una parte importante de nuestra existencia la pasamos buscando eso que nos logre satisfacer por completo, de forma duradera. Queremos ser más musculosos, más rubias, más millonarios, más jóvenes. Ahí sí que estaré bien. A ratos, sí, parecemos lograr lo que queremos y nos sentimos felices… pero, ¿cuánto dura? Nos ponemos viejos, perdemos plata, etc. Y nos lanzamos a buscar de nuevo esa estabilidad. Buscamos y buscamos, sin parar. Pero… ¿qué pasaría si dejamos de buscar? ¿Seríamos unos mediocres? ¿Qué dirías si yo te digo que la búsqueda es lo que justamente te está haciendo infeliz?

A continuación, voy a presentarte un pequeño ejercicio que puede cambiar las cosas. Lo extraje de un diálogo de Mooji, uno de las personas que ha investigado profundamente esta problemática. La idea es que tu mism@ la practiques contigo mism@, de manera sincera. Si te atreves, despéjate unos diez minutos en tu día y prueba lo que pasa.

Aquí va: “Ahora mismo, no toques ninguna idea de progreso, futuro, auto-evaluación, etc. No pretendas cambiar nada. Y no esperes nada a partir de lo que está pasando en este momento, o sea, no tengas expectativas. No hagas ningún esfuerzo, solo por ahora. No te apures. Una vez hecho esto, dime: ¿qué sientes?” Cuando tengas esta respuesta, sigue leyendo.

f30ac4507346c08f8ff21540d5e51325

Siempre que he visto personas haciendo este ejercicio de forma honesta y entregada, sienten paz y quietud. Se sienten bien, y no están reprimiendo nada. Este es el estado natural de las personas, y pueden ejercerlo en cualquier momento, estén descansando, jugando o trabajando. En nuestro interior, venimos de fábrica felices. El problema es cuando olvidamos eso y empezamos a seguir las promesas del mundo, de que si me compro tal o cual cosa o hago tal o cual viaje, si soy de tal o cual forma, ahí sí que si voy a ser feliz. No hay forma más fácil de ser infeliz, que buscando la felicidad en otra parte.

Si te interesa probar algo distinto, si estás aburrid@ de correr detrás de eso que nunca consigues por demasiado tiempo, practica este ejercicio. Ve cómo te empiezas a sentir. Tu felicidad natural aparecerá día a día, sin necesitar nada externo para ello.

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último