24 de 04 de 2015

Serena Abroad ¿Qué quieren las mujeres?

free

Hace días que esta pregunta viene dando vueltas en mi cabeza. Queremos ser profesionales, ser madres y amantes. Tener el tiempo, y por sobretodo, la libertad de seguir nuestros sueños hasta el infinito.

Que no se diga que no podemos ¡Ay de aquel! Que no se sienta cómodo con nuestra seguridad porque de plantón lo tachamos, como quién va tachando la lista del supermercado, para seguir nuestro camino.

Mi llegada a Berlín me puso de bruces en el mundo de la mujer empoderada. Me busqué un lugar para vivir, un trabajo que me de para comer y empecé clases de alemán por las tardes. En dos meses me hice de amigos por aquí por allá. Sin darme cuenta mi agenda se fue copando de la mañana a la noche, sin fines de semana.

No son pocas las veces que tengo que dejar un meeting para ir a otro. La agenda social es lo más importante cuando se está sola en un país nuevo, dicen. “El problema es que ya no tienes tiempo para mí”, dicta el mensaje al otro lado de la teléfono.

¡Mi primera reacción es de furia! Hago berrinches de niña empoderada a la que la dejan sin sus post it y su destacador amarillo para anotar sus pendientes. Lo siento como un ataque a la evolución, me parece un comentario machista ¿De cuándo es que tengo que pedir permiso para ver a mis amigos? Perdóneme señor pero las féminas de la historia no se sacrificaron de tal manera para que yo, hoy en día, tenga que venir a dar explicaciones.

Un sin fin de discusiones; ningún resultado o acuerdo, descalificaciones varias y el silencio… Mi ser empoderado da media vuelta y se alista a seguir, siempre adelante. Me calzo los tacos, un poco de labial y aquí vamos otra vez.

carrie

La clave es buscar en el primer mundo -Me digo- Un lugar donde las mujeres estén a la par con los hombres, donde nadie me pregunté dónde o con quién estoy, ser libre de seguir esta escalera empinada que me he puesto en frente sin que se me cuestione.

Como el mundo hoy en día gira más rápido que de costumbre, basta un par de movimientos a la derecha para que nuevos candidatos aparezcan.

Ordenados por favor, si es posible por nombre, estatura y hobbies, ustedes comprenderán que el tiempo no me sobra. Hoy en día cuando se trata de candidatos las mujeres los buscamos así; nuevamente la lista del supermercado. Educado, sensible, interesante, culto, guapo, caballero y un animal en la cama… Bueno esa soy yo! En pedir no hay engaño.

El único detalle es cuando al corazón de la mujer empoderada no le llegó el memo con la lista de pendientes para terminar el año. Ahí sigue, late que late por los proyectos pasados, repasando las propuestas y presentaciones para ver en qué fallamos. Las carpetas se acumulan en el escritorio sin saber por dónde comenzar.

La lista del supermercado se hace infinita y una vez en la tienda, no sabemos qué elegir ¿Qué buscamos las mujeres? ¡Disney lo ponía tan claro! Por el momento me voy a la cama sin respuestas, sin embargo, pienso que siempre hay un mañana que lo aclara todo.

Continuará…

@serena_libre 

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último