06 de 11 de 2013

Una realidad que duele, pero que podemos cambiar

Hoy en la micro, camino a la pega, la realidad me pegó de lleno en la cara. En uno de los primeros asientos iba una mujer de unos 40 años, con un ojo completamente morado. No tenía cara de vergüenza ni de pena, es más, me dio la impresión de que tenía cara de derrota. Como si estuviera cansada de la vida.

Como saben, en Cosmo Chile llevamos un par de meses haciendo campaña contra el maltrato hacia la mujer. Nuestro mensaje es de superación y siempre con positivismo, ¡Se puede superar! Pero ver la escena en la micro fue como un llamado de atención: este es un problema real, le pasa a muchas mujeres y la mayoría lo vive en silencio. Salen de sus casas portando la evidencia física de su dolor, pero ocultando el daño psicológico del que son víctimas porque hay que salir adelante como sea.

Como comunicadoras nuestro deber es informar al respecto, proporcionar todas las herramientas que necesitas para romper este círculo de la violencia y dar un mensaje de esperanza y ayudar a que cada una diga: Yo me amo. No más maltrato.

ALZA LA VOZ.

Estamos recolectando firmas a través de nuestra página web para evidenciar cuántas mujeres estamos en contra del maltrato. Si quieres unirte, firma nuestra petición en www.taconeras.net/no-mas-maltrato

Más info sobre la Campaña

@franolatte

2 comentarios

marce

21 de febrero de 2014

soy de algunas de esas. aveces el apoyo de los mas cercanos es lo mas importante! apoyo a todas esas mujeres arriba el animo!

Clau

11 de noviembre de 2013

Uff, que atroz =/ Lo que es yo, me asaltaron hace unos días, creo que ese tipo de violencia tambien cuenta, el sentirse violentadas no se lo doy a nadie, el temor que queda luego de eso, de salir sola es atroz, cuando en realidad no deberia ser así, ¿por que lo haran?, ¿por que somos mujeres?, lo peor es que eran unos niños y yo me pregunto ¿en que sociedad estamos viviendo?, si bien Chile es un buen país, pero hay lugares cada vez más vulnerables y aunque haya educación no existe la educación principal, que es educar en el dicho "no le hagas a los demás lo que no te gustaría que te hicieran a ti", educar en la empatia, y en la consideración con el dolor ajeno, cambiarian tantas cosas con esa conciencia... Espero que estos casos sean cada vez menos aislados, tanto en la pareja como en la vida misma... Bendiciones!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último