27 de 09 de 2013

La puerta

Mientras la mayoría de los chilenos se empinaba un terremoto en alguna fonda, yo decidí que era momento de renovar la casa. Espere como gato enjaulado los dos días de feriado irrenunciable y el jueves partí temprano a comprar todo lo necesario para barnizar la puerta de mi casa, que mi Cuki tenía como literalmente como “puerta de perrera”.

Ya delantal y guantes puestos, agarré brocha y comencé. Y mientras subía y bajaba el brazo, dándole vida de nuevo a la madera, comencé a recordar la primera vez que la pinté. Se trata de una puerta que sobrerelieve tiene una frutas pintadas, un detalle que me cautivó cuando compré la casa. Sin embargo, como le daba el sol durante el verano, la fruta ya había perdido sus colores originales. Como mi vida estaba cuesta arriba en ese entonces, me propuse la tarea de reavivar esa puerta, de darle vida nuevamente. Pasé horas y horas de pie pintando y pensando, dándole vueltas a mi futuro a lo que vendría, a lo que había vivido etc. Definitivamente  no fue un tiempo fácil.

Ahora, diez años después, parada frente a la misma puerta, me conecté con aquel momento y qué alivio sentí al darme cuenta de que había avanzado demasiado en tantos aspectos. De que estoy feliz y tranquila. De que los tormentosos 30 ya quedaron atrás como un aprendizaje que vale oro y que tengo menos miedo de mirar hacia adelante.

¿Por qué les cuento esto? A veces, en el día a día, lidiando con tantas cosas, el trabajo, las parejas, las amigas, los hijos etc, tendemos a sentirnos agobiadas todo el tiempo. Las invito a parar este fin de semana, un instante, y miren un poco hacia atrás. Darse cuenta de que han avanzado, les va a aliviar la carga actual y espero las haga, al menos, esbozar una sonrisa. Y si efectivamente el pasado se ve mejor que el presente, no se amarguen, no hay mál que dure 100 años!

Un abrazo, buen FDS

@Paula_Aviles

3 comentarios

Amelie BM

28 de septiembre de 2013

Paula tienes razón. Si miro hacia atrás 10 años he avanzado un montón! El problema es que aun me abruma todo lo que me falta por lograr uff!

Paula Avilés

27 de septiembre de 2013

Gracias Ange! es verdad debiera ser siempre una mirada positiva

Ange

27 de septiembre de 2013

Hola!! que bonito pensamiento... en realidad en el día a día y con nuestra vida a mil x hora, no tenemos tiempo para darnos cuenta cuanto hemos avanzado... y creo que si miramos hacia atrás dificilmente podremos sacar conclusiones indeseadas.. siempre será positivo y nos daremos cuenta que hemos avanzado y evolucionado... Un abrazo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último