02 de 08 de 2010

No sé bailar, ¿y qué?


Siempre me ha apasionado la danza, pero nunca he sido una buena bailarina, mi coordinación corporal deja mucho que desear y tengo el presentimiento que desciendo de un robot y no de mi querida y rítmica madre. Cuando tenía como 5 años, con el sueño típico de esa edad de ser bailarina de ballet, me inscribieron a clases en el colegio y la verdad es que al ver mis espantosos resultados le “aconsejaron” a mi madre que probara con los deportes. Al parecer, no daba ni una, cuando había que ir a la derecha yo me iba a la izquierda y cuando había que partir a la cuenta de tres, yo partía antes o después como en dos tiempos y desconcentraba con mis errores.
Pero cuando me casé y me fui a vivir a Miami, la pesadilla revivió y entre mi marido que es todo un bailarín, y mis amigas que aplanan pistas de bailes como nada, me torturaron mentalmente para tomar unas clases de salsa. Lógico: estábamos en Miami y éramos latinos, se suponía que debíamos saber bailar salsa o merengue al menos. Así que me llevaron a la fuerza a las súper clases de salsa. Tenía pánico, pero mis amigas me decían que el primer día era básico y que al partir de cero me ayudaría a tomar el ritmo fácilmente. Escuchando estas animosas palabras, se activó mi instinto de superación frente a la adversidad y pensé que tenían razón y que fácilmente podría superar una primera clase de salsa. Además, habrían puros gringos tiesos y sería fácil destacarme. Pero me equivoqué, y mi baile robotizado no le gustó mucho a la profesora y me reprobó. Así no más, sin anestesia, me dijo que no podría pasar al siguiente nivel y que me “invitaba” a intentar algún otro tipo de baile. Humillada decidí que la salsa no era lo mío. Lógico, si soy chilena y nosotros no bailamos salsa…
Años más tarde, viviendo en Londres, mi mejor amiga me lavó el cerebro para tomar clases de flamenco con ella. Había tenido a su primer hijo y me dijo que era genial para bajar de peso y que necesitaba apoyo moral. Al principio lo dudé, sobre todo al recordar mis experiencias anteriores, pero como la esperanza es lo último que se pierde, pensé que este podría ser mi ritmo. ¿Por qué no? Mi madre fue, en sus años de oro, una gran bailarina de flamenco y por la familia hay sangre española. Imaginé que la genética podría tenerme una sorpresa. Me fui con mi amiga a comprar la famosa faldita y los zapatos. Seguro que con el “outfit” completo me bajaría el ritmo. Además, mi amiga me dijo que seguramente estaría llena la clase de inglesas ultra tiesas y la experiencia sería todo un éxito. ¡Error! La clase estaba llena de japonesitas diminutas ultra mateas, que se sabían todos los pasos de memoria y nuevamente tuve el privilegio de ser la peor de la clase y reprobar el nivel más básico. Después de estas humillaciones, decidí asumir que la danza no va conmigo. Cualquier tipo de coordinación que vaya mas allá de la necesaria para practicar ashatanga yoga o spinning, me mata. Es una pena, porque amo la danza, me apasiona y me pone los pelos de punta ver a alguien bailar y lograr expresar sus emociones através de su cuerpo. Hace unos meses atrás, recién llegada a Madrid, mi marido me invitó a ver bailar a Sara Baras, una de las mejores exponentes de la pasión flamenca y no sé si estaba en esos días o qué, pero me emocionó tanto verla bailar que me lo lloré todo. Pero de alegría, de tener el privilegio de estar ahí viéndola moverse con tanta emoción explosiva que hacia vibrar a todo un teatro…
Espero algún día poder mejorar mis dotes artísticos y, por algunas horas que sea, mi cuerpo logre bailar. Seguro que en algún otro momento lo intentaré, pero por ahora, mi interior explota y logra expresarse sólo a través de las palabras. Escribiendo logro sacar mis emociones, pensamientos y sentimientos mas internos, logro expresar mi creatividad e imaginación fluídamente. Me queda mucho camino que recorrer aún, pero escribir me libera y me relaja. Ojalá el baile me permitiera lo mismo que las palabras, pero como ven, no hay caso.
Aquí les dejo unas fotos que tomé en Málaga de una exposición de fotografía flamenca en donde podrán ver la pasión que contiene este baile y las emociones internas que logra sacar de sus seguidores. Espero que las animen a expresar su voz interior de la forma que mas les guste y acomode.
Cariños desde la distancia,
Ale
baile-2.gif

25 comentarios

ev

22 de mayo de 2012

A mi me pasa lo mismo :( !!!! soy pésima bailarina.. en este ultimo tiempo y a mi edad he decido buscar algunas clases aca en stgo de Chile, pero me ha resultado imposible he buscado y buscado en la web, pero lo único que me aparece son como 2 avisos donde ofrecen clases para la casa.. pero yo no quiero que me enseñen en casa porque no quiero que todos se enteren que estoy aprendiendo a bailar, suficiente ya con el trauma de no saber, como para que además cuando haya algún evento social, pongan música y me torturen diciendo " Ya anda a bailar para eso tomaste las clases" y que todos esten pendientes de mi :( creo que morire con las ganas de saber bailar sin poder hacerlo

Mónica

30 de noviembre de 2010

Queridas amigas y especialmente a Ale: Soy profesora de bailes de salón, ritmos latinos y sevillanas en Madrid. Lo que más pena me ha dado es que no hayas encontrado un buen profesor que además de enseñarte, te motive y te haga amar y disfrutar del baile. Está claro que hay quien no debería de dedicarse jamás a la enseñanza. Si algo he aprendido de mis alumnos en los más de 10 años que llevo enseñando, es que con paciencia y cariño TODOS consiguen aprender a bailar, sólo es cuestión de tiempo. No todo el mundo aprende a la misma velocidad por cuestiones de ritmo, coordinación, ... pero al final el esfuerzo tiene su recompensa. Mi lema es "si puedes caminar, puedes bailar". Una cosa es que no tengas dotes "naturales" para dedicarte profesionalmente a ello y otra muy distinta que no puedas disfrutar de ello como ocio y en tu tiempo libre. El baile es 100% recomendable tanto por salud como por las relaciones personales de amigos que fomenta. Así que, mucho ánimo Ale y no te preocupes por cómo les salga a los demás, sólo de disfrutar y sentir la música y .... el baile!!! Yo SÍ pienso que puedes bailar y sé que con el tiempo lo conseguirás! Muchos Bsitos

Natasha

20 de agosto de 2010

Bueno chicas ese no es mi caso pero sigan con perseverancia & lograra su cometido ;) ! & bueno si no pasa sigan disfrutando igual de este arte tan estupendo :D!

La Robot

11 de agosto de 2010

Bueno... leí esto y me siento tan identificada. La verdad es que yo jamás pude hacer un solo paso, no me sale nada en absoluto, estoy tan tiesa, tengo movimientos tan robóticos y duros, que siento que todo el mundo me mira para reirse de mí. Es un problema díficil, considerando que mis hermanas bailan tan bien, donde vamos ellas son el centro de atención por sus movimientos, y la gente dice: Y vos, no sabes bailar? que sos adoptada? lo peor de todo es que en un mes me caso... hay fiesta y todos van a mirarme, ni siquiera se que voy hacer con el vals, esto me está preocupando mucho... tanto que lloro de la bronca x no ser capaz de hacer un simple movimiento con algo de ritmo o coordinación.

yesica wiederhold

07 de agosto de 2010

A mi me encanta bailar, pero a las hora de... me da un poco de verguenza soltarme, pero me gusta mucho.. por eso bailo sola... a mi marido que es mas o menos bailando...siempre me dice cuando me vas a enseñar a bailar.. y jamas ocurre nada... y puede ser tontera pero con 13 años juntos, todavia me da verguenza que me vea bailando.. como me gusta!!! toda desenfrenada..... !!! jajajajajaj se moriria.. si me ve asi.... No desesperes ale... la práctica hace al maestro... tal vez simplemente.. necesitas hacerlo por ti misma y no acompañanado a alguien mas... sentir la música y expresarla.... con tu cuerpo... intentalo haber que sale... quizas resulte... Cariños Taconeras.. Yesica de Concepción.

Nikyta

05 de agosto de 2010

jajajaja que entretenido post! Bueno, para quienes no sepan o no les guste bailar... es una lata la verdad, porque para mi bailar es casi una pasión. Pero no hay que desanimarse por eso... no hay nada que diga, que hay que saber bailar!! Yo, a diferencia de algunas, me destaco bailando y me encanta. Estoy en una academia de salsa y realmente la salsa, libera todas mis tensiones, me ayuda con el estado físico, se me olvida todo cuando bailo, lo disfruto a concho y tengo un profesor excelente... La idea de bailar, es disfrutarlo, tal como lo han mencionado algunas... Besos taconeras. Nicole.

Coni F

04 de agosto de 2010

Me encantó este post, demasiado honesto y a la vez tan entretenido!! Yo tampoco me considero una gran bailarina, pero si que lo disfruto y al final en eso está la gracia! para qué torturarse con clases si al final la gracia es que uno lo goce! Un abrazo

Andrea Larrabe

04 de agosto de 2010

Clau! Qué rico saber que compartimos nuestra pasión por el baile y nuestra historia! :)

Lixi

04 de agosto de 2010

seeeh, no era muy pedagógica la profe... pero la verdad yo tampoco quis nunca entrar a esas clases; era muy chica, iba porque a mi mamá me hacía ir no más... igual me gustaba pero sólo porque me hice amiga de una niñita y jugábamos toda la clase, jajaja. Cuando me aburrí le dije que no quería ir más y se terminó el tema xD Comparto la opinión de muchas... la que se libera bailando, que baile, la que lo hace escribiendo, cantando, cocinando, etc... bueno, ¡que haga lo que la hace sentir bien! y si uno disfruta bailar, ¿qué más dá si lo hace bien o mal?

Pelusa

04 de agosto de 2010

Amo bailar pero como estoy un poquitin grande me cuesta soltarme pero lo hago muy bien siempre quise ser bailarina pero no cualquier bailarina, yo queria bailar salsa o si me encanta pero ya no me muevo como antes ;( pero bueno uno de los mejores ejercicios para el corazón y el stressssssss Besos

Maly

03 de agosto de 2010

Bailar tiene mucho que ver con liberarse, con expresarse...y si tu lo haces por medio de la escritura, pues olvidate del baile, que llegará naturalmente ya sea porque tu coordinación mejore o porque porque no te importe si lo haces bien o mal, y porque simplemente lo disfrutas. Nunca te habia leído, pero me encantó tu post!!!

Claudeia

03 de agosto de 2010

"Yo amo bailar y, si puedo admitirlo :), no lo hago nada de mal. Lo gracioso es que nadie cree que bailo muy bien, será porque soy tímida o retraída, pero una vez que me suelto bailando, nadie puede creer cómo me muevo. Nunca se me olvidarán las caras de mis compañeros de colegio que después de verme me miraban como un alien y me decían “Andy… no sabíamos que bailabas así”, jajajaja." Cambiemos el "Andy" por "Clau" y es mi historia!!!!

Daniela

03 de agosto de 2010

Que rico Alejandra que te relajes escribiendo, yo tambien, con la diferencia que no tengo talento jaja, por eso mismo no envie un tema al concurso de blogueras, lo intente pero no me salio nada, asi que el talento que tu tienes ya lo quisieran otras, yo por mi parte amo bailar, y bailo lo que sea como sea jajaj, y no me imagino a los 70 sin mover mi cuerpo, asi como lo hacen mis papas a los 60, eso a mi relaja me sube el animo, yo pienso que nunca es tarde para aprender, pero si no te gusta, que le vamos a hacer, de repente aprender unos pasitos basicos no esta de mas, porque siempre no falta el que te saca a bailar, y me imagino que debe ser incomodo para el que no quiere nada con el baile, saludos!

Andrea Larrabe

03 de agosto de 2010

Qué chistoso el post! Yo amo bailar y, si puedo admitirlo :), no lo hago nada de mal. Lo gracioso es que nadie cree que bailo muy bien, será porque soy tímida o retraída, pero una vez que me suelto bailando, nadie puede creer cómo me muevo. Nunca se me olvidarán las caras de mis compañeros de colegio que después de verme me miraban como un alien y me decían "Andy... no sabíamos que bailabas así", jajajaja.

Andrée Burgat

03 de agosto de 2010

Amiga, acabo de cachar que además de tener un millón de cosas en común, también compartimos la poca destreza por el baile. Yo NO SE BAILAR, tengo menos ritmo que Vodanovic y NO ME GUSTA que me manden a bailar, lo detesto. Con los años, en vez de soltarme, me pongo más tiesa y los matrimonios y bdays bailables son un estrés :). Me rei a gritos, no tomes clases de nada, dediquémonos a otra cosa que hacemos un millón de otras cosas de manera sobresaliente. jeje

Panchi

03 de agosto de 2010

Ale, me encantó tu articulo, me rei mucho y me gusto el hecho de que tu instinto de superacion fuera mas fuerte que las malas experiencias o comentarios desubicados de las profesoras (dicho sea de paso y quizas algunas me odien, considero a las bailarinas de ballet y a las profes de esa rama como seres tiranicos, como le pueden decir "saco de papas" a una niñita? aguante Lixi). a mi tambien me gusta el baile y la musica, vibro con ellos y espero salir de mis cachitos academicos para disfrutarlos aun mas. saludos a todas!!

Paula

03 de agosto de 2010

jjajajaja como me haces reir ale! tan franca tu! no creo que seas tan tiesa como dices tu.... pero lo importante es pasarlo bien con el bailoteo quizas lo tuyo es la danza del vientre maybe? tarea pa la casa....

Patty

03 de agosto de 2010

Que peculiarmente familiar me suena esta historia... Yo nací con una torpeza motora muy severa... también quise ser bailarina, pero solo tenía el corazón... los pies y el cuerpo nunca me acompañaron... Ahora, que soy Educadora Diferencial, me he dedicado y especializado es las dificultades desde el desarrollo psicomotor... he entendido que a los niños con discapacidad les cuesta sentir el cuerpo y por ende la danza es una terapia con excelentes resultados... y que debe practicarse de forma libre... yo conocí hace varios años a una profesora de baile entretenido con corazón de bailarina profesional... me emocionan sus clases y ella con mucho esfuerzo ha logrado cambiar mi percepción en cuanto al movimiento... disfruto de bailar como me salga, como sea, la idea es disfrutar!!!

Pía

02 de agosto de 2010

Lixi que mala onda tu profesora, como te decía así :S, bueno al parecer los buenos bailarines nacen con ese talento, a mi me encanta bailar pero soy super descoordinada, aunque lo utilizo para liberar estrés así que da lo mismo, igual la paso bien. Alejandra no tienes el talento de buena bailarina, pero escribes super lindo :D Saludos taconeras!

Lixi

02 de agosto de 2010

jajaja! me encantó! yo también apesto en la pista de baile, también fui a frustrantes clases de ballet a los 5 años (la profesora me decía "saco de papas" como apodo) y jamás se me ocurriría volver a intentar nada por el estilo te entiendo 100%! no a la discriminación contra los ñurdos!

Cyn

02 de agosto de 2010

Ale no eres la unica un consuelo por lo menos, yo tampoco soy una as de la danza y como dice Fran bailando a solas pucha que lo hacemos bien jaja saludos a todas

fran

02 de agosto de 2010

Buuu que fome... a mi me pasa algo raro... no soy seca pa la danza, no salgo a bailar, de hecho bailo sola o con mi hija (de 4 años!) y me sale re bien, según el espejo... pero a la hora de bailar "en público" la coordinación se me va al tacho... soy un robot también! Es que me da vergüenza bailar, pero si me paro a cantar, me da lo mismo que me vean, se me olvida... es raro!

Hija sin ritmo

02 de agosto de 2010

Holaaaa ale, ja ja tu problema no me es ajeno si no que por el contrario es mas comun de lo que parece. Y todo se debe al preescolar, porque es ahi en donde se debe de ver la coordinacion motriz gruesa y muchos no tuvimos esa estimulacion. En mi caso es un poco penoso ja ja, pues mi mama es maestra de danza, y yo no doy una en eso del ritmo, y asi como tu en Miami,por ser latina todos esperaban a que a mi me encantara el baile, pero no e que no me guste si no que no tengo el ritmo sufuciente. Por eso prefiero decir NO SE BAILAR ja ja aj aunque realmente me gusta hacerlo a solas ja ja donde me sienta libre y creo que esa es la finalidad de la danza, sentirse LIBRE..!!!!!!.

pam

02 de agosto de 2010

pucha ale, me dio como pena, yo creo q alomejor podrias probar con clases de expresion corporal, podria ayudarte :)

pameliry

02 de agosto de 2010

querida ale... que honestidad la tuya.. me encanta... yo la verdad es que he pasado por esos momentos, en que una profesora me dijo que no tenia los dotes para la danza... a mi me encanta el flamenco, pero verlo.. mas adoro la danza árabe... de a pokito he ido aprendiendo tecnica, pasos y siempre ando en la busqueda de mas... entiendo que es fuerte escuchar que una profe te repruebe al primer dia de intentarlo, porque me ha pasado, pero es porque hay personas que se preocupan más de avanzar con las alumnas, que del hecho de desarrollar en todas un potencial en los alumnos en el arte que enseñan... seguramente, no tendrias ritmo o coordinacion, pero la verdad es que yo soy de la idea de que el bailarin puede nacer y tambien hacerse... sinceramente, para mi las bailarinas de ballet son realmente hermosas, su expresion en el escenario a mi me emociona... pero esas hermosas rusas son un estereotipo de bailarinas... bailar el algo que todos podemos hacer... de manera profesional o simplemente para divertirse... yo lo hago con disfrute... solamente bailo cuando tengo ganas y lo hago por mi... no necesariamente cuando una profesora o profesor me dice que lo haga... lo genial de todo esto es que esa expresion de sentimientos y encanto que alo mejor tienen las bailarinas en el escenario, tú lo tienes con las palabras, las letras y todas las lindas cosas que escribes y expresas en cada uno de tus post. dale nu mas con el baile... si todos podemos aprender, un pokito aunque sea, pero buscalo más por satisfaccion propia, y verás que los pasos saldran solos!! un besote a todas twitter: @pamejime

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último